editorial

Ejemplos de simplificación de trámites para MIPYMES en la República Dominicana

Ignacio Méndez Fernández, Viceministro de Fomento de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa de República Dominicana

Lic. Ignacio Méndez,Viceministro de Fomento de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa de la República Dominicana

En la República Dominicana, al igual que en la región, la informalidad constituye una de las principales características de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas: nueve de cada diez microempresarios dominicanos funcionan como empresa no registrada

En la República Dominicana, al igual que en la región, la informalidad constituye una de las principales características de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPYMES: nueve de cada diez microempresarios dominicanos funcionan como empresa no registrada). Esta situación está íntimamente ligada a la pobreza y a la desigualdad. Operar de manera informal como empresa es sinónimo de limitación del crecimiento, de baja productividad, de acceso a pocos mercados locales y a ninguno internacional, de necesitar intermediarios que se quedan con mayores ganancias, de un acceso a crédito costoso, de tener dificultades para defenderse legalmente si enfrentan algún problema y a pocas posibilidades de tener una mano de obra calificada y poder desarrollar sus capacidades técnicas.

Reconociendo estas premisas, en el año 2012 se diseñó la estrategia de formalización de las MIPYMES con el propósito de promover la creación de empresas formales, así como la transición de la informalidad hacia la formalidad de un alto porcentaje de las MIPYMES dominicanas. Como parte de esta estrategia, se creó el portalFormalízate”, convirtiendo en una realidad el deseo de muchos empresarios de simplificar los procesos de creación de empresas. En el año 2015, gracias al apoyo de la Cámara de Comercio de Santo Domingo, FEDOCAMARAS y con la colaboración del Centro MIPYMES UNPHU, lanzamos en Santo Domingo el proyecto piloto “RD FORMALIZATE-SANTO DOMINGO”, con el eslogan: “Fomentamos tu crecimiento, porque ser formal es buen negocio”,  con el objetivo de, no sólo formalizar los micros, pequeños y medianos empresarios que operan en la informalidad en la República Dominicana, si no ofrecerles un acompañamiento especializado durante todo el proceso.

Ciertamente que hemos avanzado algo, pero estamos conscientes que nos falta mucho todavía porque tenemos dos grandes escollos que eliminar: la situación impositiva y la entrada a la Seguridad Social. Actualmente estamos en la etapa de socialización del nuevo régimen impositivo para microempresas “UNICO”, con la esperanza de tener todo listo para su implementación en los próximos meses.  El poder comunicarles claramente a los empresarios MIPYMES a qué atenerse en términos impositivos y cuáles son sus obligaciones puntuales, va a ser de tremenda ayuda en nuestra campaña por la formalización, y va a significar un peso menos en la espalda de los empresarios.

Igualmente sucederá con la Seguridad Social. Actualmente el costo de la Seguridad Social es tenido como una de las razones que les impiden a las MIPYMES formalizarse. Con la ley de emprendimiento se da un tiempo de 3 años a los recién formalizados para que solo coticen el seguro médico y la ARL, posponiendo el ingreso al sistema de pensiones para el cuarto año, cuando se supone que ya tiene encaminada financieramente la empresa. Esto se traduce en un descuento en el pago a la Seguridad Social de casi la mitad.

Esta estrategia de formalización permite crear una empresa a título personal en 24 horas y con un costo de solo RD$500.00 (unos US$10.00), válido por 2 años. Si la decisión es registrar una persona jurídica, el tiempo es de 7 días (actualmente en transición para llegar a sólo 3 días) y el costo es de unos RD$7,800.00 (unos US$155.00) por dos años, incluyendo desde los estatutos, el registro del nombre, así como el registro mercantil, RNC e ingreso a la Tesorería de la Seguridad Social y el Ministerio de Trabajo.

Teniendo en cuenta que este proceso tomaba de 22 a 45 días y tenía un costo de unos RD$50,000.00 (unos US$1,000.00), estamos frente a un avance importante. Seguimos trabajando en incorporar instituciones al portal y en mejorarlo. En unos meses incorporaremos la firma digital lo cual hará innecesario cualquier tipo de traslado porque se podrá enviar digitalmente todas las informaciones y recibir digitalmente toda la documentación. Esto significa más ahorro en términos de tiempo y dinero para el empresario.

El reto que tenemos es lograr que hacer negocios en todo el país sea más fácil y con menores trabas, y por ello en nuestro Ministerio seguimos predicando con el ejemplo, también a través de la puesta en línea del servicio de la Certificación MIPYME, necesaria actualmente para licitar al Estado (compras públicas) y posteriormente para el ingreso en el Régimen (impositivo) UNICO y en temas laborales. El proceso de solicitud es rápido y eficiente: las empresas desde su casa u oficina pueden llenar la solicitud por internet y con los datos que ya tenemos a través de una interconexión con la DGII y la TSS, podremos otorgar el certificado en línea, recibiendo su certificado sin la necesidad de hacer ningún tipo de papeleo tradicional ni moverse de su establecimiento.

Más que números fríos, no hay nada mejor para explicar el alcance de esta mejora que presentarles la historia de Noemí Vólquez, dueña de un pequeño comedor que provee raciones para el desayuno escolar en Bahoruco, provincia del sur oeste del país: Noemí tenía que gastar en promedio 5 mil pesos por cada visita que tenía que hacer a Santo Domingo cada vez que necesitaba la Certificación MIPYME, documento que le permite participar en los procesos de licitación para que su comedor pueda proveer desayuno escolar a las escuelas de su comunidad.

Ahora con la Certificación MIPYME en línea, Noemí se pudo ahorrar unos 20 mil pesos, los cuales puede utilizar para comprar el anhelado freezer que necesita para conservar mejor los productos que utiliza como materia prima en su pequeño negocio. Ella es el ejemplo de muchos empresarios MIPYMES que hoy tienen acceso a servicios en línea a través de los programas de simplificación de trámites que ejecutamos, servicios que se traducen en ahorro de dinero, menos burocracia y más transparencia para nuestra gente.

Las trabas que todavía quedan son muchas, las oportunidades de mejoras también. Lo importante es tener claro el objetivo y no detener las acciones en procura de un clima de negocios amigable… y contar siempre con el concurso y acompañamiento de los sectores a quien nos debemos.

Últimos Tweets