Microfinanzas / Publicaciones

Financial Regulations for Improving Financial Inclusion

Center for Global Development

El presente documento de Center for Global Development, se centra en el papel de la regulación en el proceso de inclusión financiera. Resalta los grandes avances conseguidos, gracias, principalmente, a la revolución digital -que ha permitido el desarrollo de nuevos servicios y canales financieros-, y a la adopción de una regulación adecuada y adaptada a las características y necesidades de cada país. Matiza que una regulación inadecuada es uno de los mayores obstáculos para la inclusión financiera.

El objeto del informe es analizar los factores regulatorios que influyen en la efectividad de una regulación financiera inclusiva y recomendar ciertas prácticas para el diseño de la misma.

El documento considera que las políticas públicas y las regulaciones tienen que ser lo suficientemente flexibles como para asegurar que, de un lado, el sistema financiero sea eficiente y, de otro,  proteja al consumidor. Diseñar una regulación efectiva, sobre todo para las finanzas digitales, supone un reto.

Para realizar las recomendaciones, se parte de tres principios-guía, comúnmente utilizados para diseñar una regulación inclusiva:

  1.    “Misma regulación para las mismas funciones”, es decir, que los servicios financieros con las mismas funciones sean tratados de la misma manera, con independencia de la forma jurídica del proveedor de los servicios.
  2.    “Regulación en función del riesgo”, es decir, que la rigidez de los requisitos legales esté en función del riesgo que se pretenda cubrir, tanto para los individuos, como para la estabilidad e integridad del sistema financiero.
  3.    “Equilibrio entre la regulación ex ante y ex post”, es decir, que exista un equilibrio entre establecer ciertas reglas previas (ex ante) y recurrir a regular con posterioridad (ex post) un determinado problema o fallo del mercado.

De estos principios resultan 26 recomendaciones que se enmarcan en estas tres categorías:

(i)    Fomento de la competencia: Un mercado abierto a la competencia promueve la variedad de productos y servicios, mayor eficiencia, reducción de costos, etc., que facilitan la inclusión financiera.  El objeto de las políticas que regulan la competencia es permitir e incentivar a los nuevos actores su entrada en el mercado.

(ii)   Marco de igualdad en los servicios financieros (“leveling the playing field”), es decir, que los servicios con las mismas funciones sean regulados de la misma forma, siempre que supongan un riesgo similar para los consumidores o para el sistema financiero. Un marco de igualdad en este sentido es fundamental para asegurar que todos los proveedores compiten en igualdad de condiciones.

(iii)   Normas “Conoce a tu Cliente” (KYC, Know Your Client): normas necesarias para preservar la integridad del sistema financiero y, en particular, para combatir el lavado de dinero y la  financiación al terrorismo. Las normas  KYC son importantes para la inclusión financiera ya que cuando las instituciones conocen quién es su cliente, pueden adaptar su oferta de  productos y servicios a sus características y necesidades.

Finalmente, el informe recoge otras 5 recomendaciones relacionadas con los nuevos sistemas de pago para cantidades pequeñas, como por ejemplo, el dinero móvil .

 

También te puede interesar: